Sin censurarte, sin corregirte y sin borrar

Escucha el episodio en YouTube: https://youtu.be/oz88p15D6q4

¡Responde al llamado del Señor, empieza a escribir ya y conviértete en un autor independiente!

Estamos rodeados de recursos, recomendaciones y soluciones para comenzar a escribir y publicar libros. Muchos gratis y a nuestro alcance, pero… ¿ya escribiste?

Si ¡por fin! te has decidido a hacerlo, pero no tienes idea de cómo comenzar, te invito a continuar leyendo.

Las preguntas suelen ser las mismas entre quienes hemos sido llamados a escribir:

• ¿Quién soy yo para escribir?

• ¿Cómo lo hago?

• ¿Por dónde comienzo?

• ¿Qué tengo que hacer?

• ¿Será posible?

• ¿Realmente lo podré lograr algún día?

Pues quiero decirte que hoy es más posible de lo que lo hubiera sido hace décadas.

Antes que cualquier cosa, asume la responsabilidad. Si queremos escribir, tendremos que sentarnos a escribir. Para eso, debemos buscar un calendario, una agenda y determinar qué días de la semana voy a separar para ello. ¿A qué hora? Y ¿por cuánto tiempo específicamente?

Por ejemplo: Voy a escribir los sábados, de 7:00-8:00 de la mañana. Aunque no recomiendo que lo dejes para un solo día de la semana. Es mejor escribir varios días por periodos cortos. ¡Y cumple con ese horario!

Así que, quien quiera cantar tiene que cantar, quien quiera pintar tiene que agarrar un papel, los colores y pintar. Quien quiera escribir debe tomar papel y bolígrafo, la computadora, el iPad, la tableta o el celular y ¡escribir! Para eso no necesitamos permiso, para eso no necesitamos ser escritores, para eso lo único que necesitamos es escribir.

Sin embargo, para quienes están comenzando y no tienen esa disciplina, mi recomendación siempre ha sido la misma: establecerse lapsos muy cortos de escritura.

Tal vez hayas visto mi insistencia con “Escribe durante 5 minutos” que parte de la premisa de que es mejor escribir cinco minutos todos los días que dejar pasar semanas y semanas sin escribir para luego tratar de hacerlo durante varias horas de un tirón.

Créeme que le ayudará hasta al escritor más experimentado, sobre todo, ante la página en blanco. En esencia, la idea es tomar tu libreta o tu computadora, cronometrar cinco minutos y comenzar a escribir dejando fluir las ideas libremente, sin censurarte, sin corregirte y sin borrar.

Escúchalo bien: sin censurarte, sin corregirte y sin borrar.

Y puede que estés diciendo: «Pero ese es el problema. No tengo ideas para escribir».

Ah, pues… Escribe eso mismo. Mira, te quedaría algo así. Imagina que lo estás escribiendo sobre un papel ahora mismo:

«Quiero escribir un libro, pero no sé cómo comenzar. No me salen las ideas». ¿Te das cuenta de que con eso ya comenzaste a escribir? ¡Da trazos en el papel!

Siguiendo esta misma línea de escribir libremente sin censurarte, sin corregirte y sin borrar, te sugiero que continúes con estas cuatro premisas o prompts.

En primer lugar: “Es un libro sobre…”. En una o dos oraciones, explica sobre qué trata tu libro.

En segundo lugar: “Está dirigido a…”. En una o dos oraciones, describe a quién va dirigido tu mensaje, quiénes serán tus lectores.

En tercer lugar: “Mi deseo es que quienes los lean…”. En una o dos oraciones, enumera los beneficios que obtendrán los lectores.

En cuarto lugar: “Para mí es importante compartir este mensaje porque…”. Esboza las razones que te impulsan a escribir el libro.

Estas son preguntas clave que todo el que aspire a escribir deberá tomar en cuenta. Son preguntas bien básicas, pero indispensables. Y, mientras escribes sin censurarte, sin corregirte y sin borrar, comenzarás a escribir sin detenerte.

Continúa con la escritura libre en periodos de cinco, siete o diez minutos. Poco a poco irás aumentando tu tiempo de escritura.

Comparte el hecho de que estás escribiendo un libro con tu familia inmediata, con amistades, con personas muy cercanas que te vayan a apoyar.

No se lo cuentes a quienes te vayan a hacer una lista de los porqué no deberías hacerlo ni con quienes vayan a alimentar la duda.

¡Ah!, y fíjate que los tiempos verbales cambiaron. Ya no es «quiero escribir un libro». Ahora puedes decir: «Estoy escribiendo un libro…».

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s